La importancia del proceso

En una era donde el proceso se ha tornado en algo incómodo, no deseado y evitado, es por demás decirlo  pero a nadie le gusta esperar. Si vamos a un restaurante de comida rápida y se tardan mas de 1 minuto, empezamos a desesperarnos y a protestar por la larga espera.

En el designio de Dios , el proceso es el tiempo entre la promesa y su cumplimiento. Es tan importante como la promesa misma. En la espera, la dificultad, la resistencia y los momentos de soledad o de sentirse fracasado, Dios esta marinando nuestra promesa, está fortaleciendo nuestro carácter y creando en nosotros el fundamento necesario para poder sostener lo que EL nos dará. 

El darle a alguien todo sin pagar un precio crea personas dependientes, con un sentido de "derecho" a las cosas.  Aún nuestros hijos cuando crecen  deben de experimentar negativas para que su carácter madure. Hoy en dia muchos padres sobreprotegen a sus hijos  pensando que les estan amando, pero en realidad estan creando en ellos  un carácter débil y una resitencia mínima que les conduce a ser adultos sin iniciativa y con una mentalidad de siempre buscar el camino de menor resistencia.

Dios nos muestra el valor del proceso al  dejarnos ver las historias de diferentes personajes de la biblia.

Una de esos personajes es Jose el soñador. Vemos las penurias que experimento, el rechazo de sus hermanos, el ser vendido como esclavo, el ser traicionado, el ser acusado falsamente, el ser olvidado en una cárcel perdiendo casi toda esperanza de salir de allí. Pero Dios estaba procesando su carácter para ser el hombre de mas influencia en su generación y así salvar a su familia. Que bueno que no abandonó el proceso, que bueno que no se enojo o amargo contra la gente, que bueno que no cedió a la tentación de gratificarse antes de tiempo, que bueno que no se enojo contra Dios y no renunció a sus sueños!

En tu vida, da gracias a Dios por tus victorias, pero también por tus tiempos difíciles. Son esos tiempos que Dios usa para cavar profundo en tu vida y así poner fundamentos sólidos para lo que está por venir a tu vida! No te desalientes cuando alguien habla mal de tí, cuando tu familia no está actuando correctamente, cuando en tu trabajo tu supervisor parece que solo la trae contra tí. No te amargues con la gente, no renuncies a tus sueños, cree, soporta, contiende por lo que Dios te ha dado! En un momento te encontrarás caminando en tu promesa habiendo sido preparado para ser de bendición a los tuyos y a muchos mas!